CHUS BURÉS. FRÁGIL

CHUS BURÉS. FRÁGIL

12 mayo 2022 - 10 septiembre 2022 Centro de Arte Alcobendas

Frágil surge como un proceso de investigación de Chus Burés, uno de los más singulares y creativos diseñadores de joyas europeo, dentro de su línea de trabajo habitual, que incluye siempre el desarrollo de nuevas posibilidades para la joyería. Sus piezas, generalmente realizadas con metales nobles y piedras preciosas, ofrecen una lectura habitualmente más abierta, menos tradicional y desde posturas más libres del diseño, buscando cierta ruptura y enmarcándose en las vanguardias artísticas de cada momento: desde el posminimalismo a lo conceptual.

Si ya sus primeros trabajos, en el marco de libertad algo anárquica e inventiva de La Movida madrileña a principios de los años ochenta, eran ejemplos de investigaciones puras sobre materiales distintos para la joyería, Frágil parte de ese mismo principio. Es, digamos, una vuelta a los orígenes libres del joyero. En aquellos años, compuso un universo tan experimental y vanguardista como lúdico e irreverente, trabajando con acetatos plásticos, componentes de ferretería y fontanería, microrejillas metálicas asociadas a productos de consumo doméstico como los estropajos, y alambre, aluminio o hilo de cobre como metales no adscritos a la tradición joyera, e incluso materiales decididamente fuera de los estándares joyeros como el caucho.

Frágil supone una vuelta a esa libre inspiración y experimentación de los primeros años, pero con el saber hacer orfebre de toda una carrera. Apela a la delicadeza de unos materiales (el papel, el cristal y las plumas) quizá fuera del radar actual de la joyería, pero que no han dejado de ser utilizados por el ser humano, en distintas latitudes y periodos históricos, como ornamentación enriquecedora del cuerpo. Frágil también se constituye como una reflexión sobre aquellos temas que la realidad reciente nos ha impuesto de manera urgente: esa conciencia de nuestra propia fragilidad y de la del planeta que habitamos, generada por los conflictos medioambientales y el cambio climático, y traducida en desastres naturales, confinamientos pandémicos, cierta incertidumbre frente al futuro de la humanidad, y el retorno a la sencillez y la naturaleza como un ideal de vida.